El ex presidente Uribe se reúne en Roma con el cardenal Parolin

Fecha

Roma, Italia, 13 de julio de 2016

Autor

SERGIO MORA / https://es.zenit.org

Rueda Prensa Del Expresidente Uribe En El Bristol Hotel De Roma (Foto ZENIT Cc).

Un coloquio privado sobre el cual el ex presidente colombiano no comentó nada. En cambio indicó su oposición a los acuerdos de paz si se firman así como están ahora

 

(ZENIT – Roma).- El ex presidente de Colombia y actual senador Álvaro Uribe tuvo un encuentro este martes en el Vaticano con el secretario de Estado, el cardenal Pietro Parolin. En rueda de prensa que tuvo lugar después de la reunión, el ex mandatario evitó al menos en tres ocasiones responder a cómo había ido el encuentro.

Rueda prensa del expresidente Uribe en el Bristol Hotel de Roma (Foto ZENIT cc).

Sobre las esperanzas del papa Francisco de que se llegue a un acuerdo de paz se limitó a responder: “Soy inmensamente respetuoso de su Santidad, un católico respetuoso aunque un combatiente político de todas las horas”.

Los diálogos de paz entre el gobierno del presidente Juan Manuel Santos y las Fuerzas Armadas Revolucionarias de Colombia (FARC), duraron unos cuatro años y se realizaron en Oslo y en La Habana, donde concluyó el último punto de la agenda de negociación el 23 de junio de 2016. El santo padre Francisco en su viaje a Cuba, señaló que “no tenemos derecho a permitirnos otro fracaso más en este camino de paz y reconciliación”. Y si todos los colombianos están a favor de que se llegue a un acuerdo de paz, quedan discrepancias.

Presentamos aquí las declaraciones realizadas por el presidente Uribe, exponente de la oposición al actual tratado de paz en esta rueda de prensa organizada por Mediatrends América.

Queremos la paz pero sin impunidad
El presidente que gobernó del 2002 al 2006, durante dos mandados presidenciales, señaló: “Nosotros queremos la paz, quién no la quiere” y precisó que en contraposición al actual acuerdo “nuestro programa de deposición de armas e integración, contemplaban 8 años de cárcel para los dirigentes que se habían manchado con crímenes graves”. Y que gracias a los mismos “se reinsertaron en la sociedad 35 mil paramilitares y 18 mil guerrilleros”.

“Sobre impunidad no pedimos cárcel para el guerrillero común, sí para los cabecillas” dijo y añadió que los responsables de crímenes contra la humanidad no deben tener elegibilidad política, así como entregar el dinero de las actividades ilícitas para reparar a las víctimas.

FARC, delitos contra la humanidad
Señaló además que las FARC cometieron una serie de delitos que violaron los convenios de Ginebra de 1947, como ataques a ambulancias y crímenes de guerra. Y por todos esos delitos “los máximos responsables serán juzgados pero no irán ni un día a la cárcel”. Recordó que ellos dicen que no tienen nada de que arrepentirse.

Las armas de las FARC
El presidente señaló que ninguna organización tiene el inventario de las armas de las FARC, o sea que no se sabrá si en realidad las han entregado. Con el agravante, dijo, de que con los miles de millones de dólares que tienen del narcotráfico cuando quieran “puede reemplazar ese arsenal”.

El plebiscito
Otro de los puntos que cuestionó el ex presidente, es que se haga un plebiscito que se aprueba solo con un 13 por ciento de participación, con una sola pregunta y no punto por punto como requiere la complejidad del tema, y que además el gobierno cuente con todos los recursos y capacidad coactiva de voto por el ‘sí’.

Cultivo de coca
En la conferencia que fue respondiendo a las preguntas de los periodistas, lamentó que en el último período las cultivaciones de coca, según los datos ONU, hayan crecido en un 44 por ciento. Esto, aseguró, se debe a la “indulgencia del actual Gobierno” y a que se “acabaron los programas de cultivos sustitutivos”. Aseguró también que las Fuerzas armadas revolucionarias de Colombia (FARC) son el mayor cártel del mundo de coca, y lamentó que en los acuerdos de paz el narcotráfico haya sido definido como conectado al delito político.

El ELN
Añadió que el Ejercito de Liberación Nacional, la segunda guerrilla “que fue desarticulada al terminar nuestro gobierno hoy está estimulada por la inmunidad que las FARC reciben desde el Gobierno del presidente Santos y desde Venezuela”. Y señaló una “mutación del uniforme que visten los terroristas”, gracias a lo cual todos los días se registran nuevos hechos como el de la pasada noche en en el municipio de Curumaní, cerca de la frontera con Venezuela.

Fuerzas Armadas
El ex presidente señaló además lo que consideró un principio fundamental: “en Colombia no hubo insurgencia de una guerrilla contra dictaduras militares sino contra gobiernos democráticos”, y calificó como “gravísimo” que se ponga al mismo nivel “a la narco guerrilla que a nuestras Fuerzas Armadas”.

Sobre América Latina indicó: Venezuela es una angustia, Colombia es una preocupación, Macri una esperanza.

Uribe concluyó señalando que si se aprueban los actuales acuerdos de paz en Colombia, “viviremos momentos difíciles”, y aseguró que “no permitiremos el camino castro Chavista que Santos quiere para Colombia”.

 

https://es.zenit.org